CAMPAÑA EN APOYO AL TREN DE CERCANÍAS, LÍNEA C-2

ASOCIACIÓN DE VECINOS ATALAYA DE CÁRTAMA

BUSCAR EN EL BLOG

jueves, 10 de octubre de 2013

LOS CULTIVOS DEL GUADALHORCE SE SECAN.-

FUENTE. MÁLAGA HOY

Desde el pasado 27 de septiembre los canales de riego de la comarca del Guadalhorce no llevan ni una gota de agua procedente de los pantanos y no lo harán previsiblemente en los próximos dos meses por la obra de mejora de la red que se está llevando a cabo. El problema es que al no haber llovido apenas estas semanas los agricultores de la zona lanzaron ayer un SOS y alertaron a la Junta de Andalucía de que si no reciben un riego urgente la mayoría de las plantaciones se perderán por la falta de agua. 

Los regantes critican a la Delegación provincial de Medio Ambiente por haberle informado sólo una semana de que el corte del riego se iba a producir por una obra que iba a tener el canal inutilizado durante tanto tiempo y, una vez, que ya habían plantado las plantas de la temporada. Pero responsables de la Delegación aseguraron ayer que una vez empezada la obra no es posible paralizarla y "tendremos que hacer un esfuerzo este año todos", si bien insistieron en que "estamos corriendo todo lo que podemos para tratar de acortar los dos meses lo máximo posible". 

Pero los agricultores no creen poder aguantar tanto y, menos, si no llueve como es la previsión en las próximas semanas. Las verduras de invierno, como la las acelgas, las lechugas, las habas, las alcachofas o las coles, son las que más están sufriendo esta situación y, sobre todo, en el caso de las parcelas que carecen de pozo propio y que se abastecen únicamente del agua que llega por el canal. Francisco Pozo, agricultor de la zona de Villafranco entre Cártama y Coín, es uno de los afectados y aseguró que este año había plantado más que otros años para dar trabajo a sus hijos en paro, aunque señaló que "los frutos no están cogiendo peso y que si en unos día no riego doy todo por perdido". 

Los cultivos se plantaron en agosto y a estas alturas del otoño, sin apenas lluvias y con altas temperaturas, la mayoría presentan un preocupante déficit hídrico por lo que los agricultores de algunas comunidades de regantes se están planteando incluso exigir responsabilidades y compensaciones a la Junta por el perjuicio económico que esto les acarreará. "Si nos hubiesen avisado tres meses antes que se iba a hacer la obra no hubiésemos sembrado, pero así están jugando con la comida de muchas familias", criticó Antonio Jiménez, el presidente de la comunidad de regantes de Campanillas. 

La situación de desesperación afecta también a otros cultivos como los nogales porque la nuez "se está terminando de llenar en esta época y si le falta el agua no habrá nada que hacer", se lamentó Juan Jiménez, otro agricultor que tiene una plantación de estos árboles entre Pizarra y Coín. 

También el engorde de los cítricos se están viendo gravemente afectados en el Guadalhorce y los agricultores aseveran que la falta de agua provocará una importante disminución en la producción. 

El secretario de la Asociación Provincial de Regantes de Málaga (Aprema), Juan Antonio Aguilar, denunció que el delegado territorial de Medio Ambiente, Javier Carnero, se comprometió la semana pasada a reunirse con el colectivo y "aún no hemos recibido respuesta ni cita a pesar de la gravedad de la situación". 

Hasta la Coordinadora de Organizaciones de Agricultores y Ganaderos de Málaga, ante las quejas de los agricultores del Valle del Guadalhorce, solicitó ayer una reunión con el delegado para reclamar la continuidad de los riegos en esta zona. 

Pero la solución no será fácil porque la obra, que empezó la semana pasada, pretende cubrir e impermeabilizar los canales de riego de parte de la red. Esta obra no es nueva y fue planteada tras el último periodo de sequía que terminó en 2009 y que ha estado prácticamente parada desde entonces por los problemas presupuestarios de la propia administración andaluza.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡¡¡ATENCIÓN¡¡¡
Los comentarios serán moderados. No se publicará ningún comentario que insulte, calumnie o injurie y que no tenga relación con el artículo.